miércoles, 26 de diciembre de 2007

A Proposito del Baker


Este año que ya termina ha sido contradictorio. En lo personal un buen año junto a mi marido, mis hijos, mis nietos y mis nueras además de muchos amigos virtuales y de los otros. Sin embargo termino el 2007 con la gran incertidumbre de lo que pasará en mi tierra. Siempre he dicho que tengo contradicciones con lo de las represas en el Baker y el Pascua. Si por mi fuera no permitiría que se construyera ninguna represa y dejaría esta tierra maravillosa de Aisén como un último destino turistico de tierra, lagos y ríos incontaminados. Sin embargo la lógica me dice que el Gobierno de Chile está por construir estas represas. A los aiseninos no nos quedará más que contemplar las moles de cemento y los cables que cruzarán nuestra tierra. A cambio de ello no recibiremos nada de nada. No tengo mucho que decir, hay expertos en el tema que ya lo han dicho todo y parece que nadie los escucha. Por ello les presento un poema de María Trejo Sirvent que es muy decidor. Es cierto que no tenemos iguanas en el Baker ni el Pascua, pero el poema refleja muy bien el sentir de los aiseninos.Las fotos maravillosas del Baker las pone el guanaco, yo les presento una humilde vista en blanco y negro tomada en los años sesenta

El poema se titula RIO ABAJO


Naturaleza muerta entre los lirios
Donde asoma el lagarto
Que extingue su nostalgia de flora sepultada
En aras del progreso
Las pinturas murales,
Testimonios ahogados
En zonas arqueológicas
Donde el faisán escapa a otras montañas
lejos del ruido de los motores
Que transitan ahora ahuyentando la fauna.
Corriente calculada para volverse luz
Energía que lleva un cauce nuevo
Donde el rumor del agua
Es tan solo un recuerdo.
Y el río se vuelve lago
donde antes se rompían mil cristales de agua
Entre las rocas
Solo la iguana quieta
Contempla el árbol seco
En la mitad del río