lunes, 29 de octubre de 2007

Curiosidades de la burocracia

Hace algún tiempo atrás me pidieron sacar un certificado notarial y enviarlo por algún medio a Coyhaique. Elegí el servicio de Correos Chile para remitir el certificado, confiando en la seriedad y rapidez. Hechas las consultas al momento de enviar la carta, un día jueves, me dijeron que estaría en Coyhaique el sábado. Llame a la persona, le dí el Nº de certificado y el acudió a la oficina de Coyhaique para retirarlo. La sorpresa fue grande cuando le informaron que la carta se había ido a Santiago y que desde allá volvería el martes o miércoles. Me pareció increíble y debo confesar que (mal pensada yo) creí que la persona solo había tenido flojera para ir a buscar el certificado. La gran sorpresa me la lleve hoy cuando mi hija me contó que estaba postulando a una pega en Valdivia y que envió su currículum por correo desde la ciudad de Valdivia a la dirección de la oferta de trabajo en la misma ciudad.Preguntó cuando entregaban la carta y le contestaron que en cuatro días porque TODAS las cartas se van a Santiago y desde allí se reparten al país. INSÓLITO, INCREÍBLE. Encima, por esta joyita de trabajo le cobraron $1.500 por el sobre. En definitiva hay que reconocer que la burocracia llegó a nuestro país para quedarse. Cada día estamos más burocráticos, más llenos de reglamentos desconocidos. Mira como progresa Chile. En definitiva, el servicio de chasqui ( mensajeros) era mucho más rápido.